Inicio » Remedios Caseros » Remedios Caseros Para La Rosácea

Remedios Caseros Para La Rosácea

¿De la noche a la mañana tu piel se tornó rosada?, entonces te urgen estos remedios caseros para la rosácea. Esta patología específica de la piel puede traer complicaciones futuras si no se trata lo antes posible. Por ello, ¡no dejes de tratarla con el contenido tan valioso que encontrarás justo aquí!

Enfermedades y patologías extrañas surgen con bastante regularidad en el mundo que nos rodea. Entre esas enfermedades, resalta esta en particular que se conoce como rosácea. Descubre a continuación, todo lo que hasta ahora se sabe acerca de este padecimiento y su forma de ser tratado. ¡De este modo podrás seguir viviendo saludable y felizmente!

Todo lo que necesitas conocer sobre la rosácea y sus remedios caseros

La rosácea es una condición que afecta la piel de la cara, haciendo que la misma obtenga un color rojizo. Ello se debe a la inflamación de los vasos sanguíneos, lo cual puede atacar a los ojos en algunos casos. Suele ser recurrente este padecimiento de rosácea en adultos entre los 30 y los 50 años de edad.

Entre los síntomas más notorios de la rosácea se pueden encontrar:

  • La cara enrojecida
  • Hinchazón de la zona afectada
  • Ardor en la zona afectada
  • Aparición de venas debajo de la piel
  • Nariz roja
  • Lesiones similares a las espinillas del acné (Remedios caseros para el acné).

En dado caso de que la rosácea afecte a los ojos, estos mismos pueden llegar a inflamarse y a resecarse. Aparte de ello, este enrojecimiento no suele traer mayores molestias físicas que las antes mencionadas.

Los tratamientos para la rosácea son muy escasos hoy día ya que no se sabe cómo esta llega a surgir. En igual medida, tampoco se conoce un remedio o cura total que pueda eliminar la rosácea. Pese a esto, se sabe de algunos remedios que pueden ayudar a disminuir la rosácea en el rostro. Dichos remedios contra la rosácea son los que verás a continuación.

Tratamientos y remedios excelentes contra la rosácea

remedios caseros para la rosácea

Siempre espera lo mejor de los siguientes tratamientos para combatir a la rosácea, aunque no parezcan surtir algún efecto. La clave para curar esta enfermedad es tener mucha paciencia y perseverancia. Ahora sí, vamos con los remedios caseros para la rosácea:

  1. Mascarilla de pepino: Perfecta para hidratar la piel y desinflamar los vasos sanguíneos de la cara. Solo necesitas licuar un pepino entero y picado en trozos con un poco de miel y aceite vegetal. Aplícate esta mezcla en la zona afectada durante todas las noches por alrededor de media hora. Luego, enjuaga con abundante agua.
  2. Avena: Alimento capaz de reducir considerablemente la picazón de la rosácea. Además, también disminuye el enrojecimiento de la piel. Para realizar este tratamiento correctamente solo deberás añadir dos cucharadas de harina de avena en una taza de agua. Mezcla eficientemente y luego aplica en la zona afectada dándote un relajante masaje con los dedos.
  3. Vinagre de manzana: Uno de esos remedios para la rosácea y cualquier otro padecimiento de la piel que funciona. Limpia tu cutis diluyendo en agua una cucharada de este vinagre. Enjuaga bien tu rostro con esto todas las noches y todas las mañanas. ¡Recuerda lavar tu cara con abundante agua después de enjuagarte con vinagre de manzana!
  4. Tratamiento de compresas frías: Otro remedio casero fácil de hacer y que no te llevará mucho tiempo. Simplemente moja una toalla en agua fría y colócala sobre la cara o la zona con rosácea. Has esto al menos dos veces al día y tu rostro te lo agradecerá.
  5. Té verde: Un remedio excelente para cuando sientas mucho ardor en la piel por culpa de la rosácea. Lo más recomendable es que adquieras alguna crema que contenga té verde y la apliques en tu piel. Si por casualidad no puedes encontrar una crema, bien puedes hacer compresas con este té. ¡Ambas opciones son válidas para contrarrestar la rosácea!
  6. Trébol rojo: Planta que contiene todo lo que tu piel necesita para estar perfecta y saludable. Realiza un té con esta planta poniendo a hervir la misma en agua y endulzándola con un poco de miel. ¡Tómatelo al menos dos veces al día por un periodo largo de tiempo!
  7. Aceite de oliva: Con el cual puedes darte unos suaves masajes y así controlar la rosácea. Toma unas gotas de aceite de oliva y riégalas, con la punta de tus dedos, en la zona afectada. Haz esto todas las noches antes de dormir para mayor efectividad. Enjuaga con abundante agua luego del masaje con aceite de oliva. ¡Uno de esos remedios caseros para la rosácea que nunca pasará de moda!

Que haya una variedad considerable de tratamientos caseros contra la rosácea, no garantizan que funcionen alguna vez en tu cuerpo. Hay muchos factores que entran en juego cuando de este padecimiento se trata. Lo más sensato que puedes hacer, es optar por ir hasta un dermatólogo o especialista de la piel. ¡Así irás sobre seguro!

Consejos para que la rosácea desaparezca

Habiendo recomendado acudir a un especialista para tratar la rosácea, se puede entonces seguir con este mismo orden de ideas. Ello trae como resultado la siguiente lista de consejos para que la rosácea desaparezca. Procura seguirlos al pie de la letra y así estar mucho más saludable:

  • Protege tu rostro de los climas fríos.
  • Del mismo modo, protégete correctamente de los rayos solares.
  • Evita usar prendas de lana, ya que las mismas suelen causar irritación y molestias en la mayoría de las personas.
  • No consumas comidas picantes en exceso, ya que ello puede ocasionar inflamación de los vasos sanguíneos (remedios caseros para la inflación).
  • No ignores la rosácea, ya que la misma es una enfermedad progresiva que empeora cada día más.
  • Mantén tu piel debidamente cuidada con cremas de cualquier tipo y los remedios antes mencionados.
  • Opta por añadir probióticos a tu dieta para que así mejore mucho más la calidad de tu piel.
  • Las saunas y cualquier otro tipo de piscina climatizada quedan totalmente prohibidos.
  • Trata de descubrir cuáles son los alimentos que provocan rosácea en tu cuerpo. ¡Quizás solo sea una reacción alérgica!

Eso es todo por esta ocasión. Ten presente que el cuidado de la piel y del cuerpo en general es algo que se debe efectuar diariamente. ¡No dejes de cuidarte y procura siempre sentirte bien!

También te puede interesar:

Deja un comentario

Haz click para escribir un comentario