Inicio » Enfermedades » Leucemia linfoide crónica: síntomas, tratamientos y causas

Leucemia linfoide crónica: síntomas, tratamientos y causas

¿Qué es la leucemia linfoide crónica?

La leucemia linfoide crónica es un subtipo de leucemia conocida desde 1903. Se produce debido a una lesión adquirida, es decir, no hereditaria, en el material genético de un linfocito de la médula ósea. Esta célula comienza a proliferar incontrolablemente e invade diferentes tejidos y el sistema sanguíneo.

En su forma crónica, los linfocitos enfermos viven con una producción normal de sangre durante un largo período de tiempo, lo que explica la evolución más lenta de este subtipo de leucemia.

Históricamente, la leucemia linfoide crónica es una sola enfermedad individual. Sin embargo, con el avance de los estudios inmunológicos y genéticos, la leucemia linfoide crónica puede clasificarse en diferentes formas. Mediante la verificación de alteraciones genéticas o patrones inmunológicos, podemos determinar el pronóstico y la forma de tratamiento.

Causas

Se desconoce la etiología de la leucemia linfoide crónica. Parece tener participación de diferentes agentes, tales como:

  • Exposición medioambiental
  • Radiación
  • Agentes químicos o medicamentos utilizados para tratar el cáncer.

Sin embargo, los estudios científicos no observan de forma concluyente ninguna relación causal con los agentes mencionados. Hay especulaciones de que algunos agentes virales pueden estar involucrados.

Síntomas

Síntomas de leucemia linfoide crónica

Los síntomas más comunes de la leucemia linfoide crónica son:

  • Debilidad
  • Cansancio
  • Sudores nocturnos
  • Pérdida de peso
  • Fiebre sin infección.

Sin embargo, el paciente puede estar bien sin ningún síntoma sugestivo. El diagnóstico se inicia a menudo por medio de un CBC realizado de forma preventiva.

Diagnóstico y exámenes

Diagnóstico de leucemia linfoide crónica

El diagnóstico de la leucemia linfoide crónica implica evidencia de aumento de linfocitos en la sangre periférica determinados por el CBC serial; aumento de linfocitos en la médula ósea por mielograma; prevalencia de una población anormal de linfocitos por citometría de flujo.

Tratamiento y cuidado

Tratamiento de la leucemia linfoide crónica

Debido a que es una enfermedad de crecimiento muy lento, el tratamiento puede variar en forma e intensidad. Se puede indicar la observación clínica sin tratamiento farmacológico o quimioterapia, inmunoterapia y/o trasplante de médula ósea, así como otros recursos, como leucoféresis para la extirpación de linfocitos y cirugía para extirpar el bazo.

Vivir juntos (pronóstico)

Posibles complicaciones

La progresión incontrolada de la enfermedad sin el tratamiento adecuado conducirá a infecciones repetidas, mayor necesidad de transfusiones de concentrado de plaquetas y glóbulos rojos, y el riesgo de hacer que la enfermedad sea más agresiva e invasiva, culminando en la muerte.

Prevención

Prevención

No existen medios de prevención basados en el conocimiento actual de la medicina.

Deja un comentario

Haz click para escribir un comentario

Saludalmaximo te informa que los datos de carácter personal que proporciones rellenando el presente formulario serán tratados por uno de los administradores responsables de esta web.

La Finalidad de la recogida y tratamiento de los datos personales que se solicitan es para gestionar los comentarios que realizas en este blog.

Legitimación: Consentimiento del interesado.

Como usuario e interesado te informamos que los datos que nos facilitas estarán ubicados en los servidores de Raiola (proveedor de hosting de Saludalmaximo) dentro de la UE. Ver política de privacidad de Raiola: https://raiolanetworks.es/wp-content/uploads/Politicadeprivacidad.pdf.

El hecho de que no introduzcas los datos de carácter personal que aparecen en el formulario como obligatorios podrá tener como consecuencia que no se atienda tu solicitud.

Podrás ejercer tus derechos de acceso, rectificación, limitación y eliminación de todos los datos.