Inicio » Enfermedades » Fibroadenoma: síntomas, tratamientos y causas

Fibroadenoma: síntomas, tratamientos y causas

¿Qué es el fibroadenoma?

El fibroadenoma es un tipo sólido de nódulo no canceroso en la mama más común en adolescentes y mujeres hasta los 30 años de edad. El fibroadenoma puede tener su forma descrita como delimitada, dura o elástica, con una superficie lobulada (con irregularidades) y un tamaño pequeño. Generalmente este tipo de tumor no causa dolor, pero se puede sentir como una canica que se mueve fácilmente bajo la piel del seno cuando se presiona.

Los fibroadenomas son diferentes en tamaño y pueden crecer o incluso encogerse por sí solos. Se encuentran entre las causas más comunes de nódulos mamarios en mujeres jóvenes. El tratamiento de los fibroadenomas puede incluir la monitorización de los cambios en el tamaño o la forma del fibroadenoma, la biopsia para evaluar el tumor o la cirugía para extirparlo.

Causas

Las causas que llevan a una mujer a desarrollar fibroadenomas aún no se comprenden completamente, pero se cree que están relacionadas con las hormonas reproductivas. Los fibroadenomas pueden agrandarse durante el embarazo o el uso de terapia hormonal y pueden encogerse después de la menopausia a medida que disminuyen los niveles hormonales en el cuerpo.

Factores de riesgo

Síntomas

Síntomas de fibroadenoma

Los fibroadenomas se caracterizan por ser nódulos o masas sólidas en los senos que normalmente no causan dolor, se mueven fácilmente al presionar, son firmes o elásticos, redondos y bien definidos. Al apretar la región, puede parecer que hay una canica bajo la piel. Es posible tener más de un fibroadenoma al mismo tiempo. Puede ser demasiado pequeño para que se sienta al tacto (generalmente se detecta mediante ultrasonido o mamografía) o puede alcanzar hasta ocho centímetros de diámetro.

Diagnóstico y exámenes

Buscar ayuda médica

Las mujeres sanas pueden tener tejido mamario con algún tipo de nódulo. Lo importante es que si usted nota un nódulo o cualquier cambio en sus senos, o incluso un nódulo que su médico ya ha revisado y parece estar creciendo y/o verse como cualquier otro cambio, haga una cita con su médico.

En la cita con el médico

Los especialistas que pueden diagnosticar el fibroadenoma son:

  • Mastólogo
  • Ginecólogo
  • Oncólogo

Preguntas para el médico

Estar preparado para la consulta puede facilitar el diagnóstico y optimizar el tiempo. De esta manera, usted puede llegar al consultorio del médico con alguna información:

  • Una lista de todos los síntomas y cuánto tiempo han estado presentes
  • Historial médico, incluyendo otras condiciones que tenga y medicamentos o suplementos que tome regularmente
  • Si es posible, pídale a una persona que lo acompañe

El médico probablemente le hará una serie de preguntas, tales como…:

  • ¿Cuándo comenzaron los síntomas?
  • ¿Ha notado algún aumento en los nódulos últimamente?
  • ¿Están los nódulos alterados en tamaño durante su período?
  • ¿Ha notado algún cambio en los pezones?
  • ¿Siente algún dolor en los senos?
  • ¿Cuál es la fecha de tu último período?
  • ¿Algún otro miembro de la familia ha tenido algún problema con sus senos?
  • ¿Alguien ha tenido cáncer de mama?

También es importante llevar sus dudas al consultorio del médico por escrito, comenzando por la más importante. Esto asegura que usted obtendrá respuestas a todas las preguntas relevantes antes de que termine la consulta. Aquí hay algunos consejos para las preguntas que puede hacerle a su médico:

  • ¿Qué podría ser este nodo?
  • ¿Qué pruebas necesito hacerme?
  • ¿Existe alguna preparación especial para llevarlas a cabo?
  • ¿Cuáles son las opciones de tratamiento disponibles?

Diagnóstico del fibroadenoma

Durante el examen físico, el médico debe evaluar ambas mamas para detectar la presencia de nódulos u otros problemas. El médico puede solicitar uno de los siguientes exámenes dependiendo de su edad y de las características del nódulo:

  • Mamografía
  • Ultrasonido del seno (usualmente indicado para mujeres menores de 30 años)
  • Biopsia de nódulo

Tratamiento y cuidado

Tratamiento del fibroadenoma

En varios casos el fibroadenoma no requiere ningún tratamiento, sin embargo, puede ser necesario extirparlo quirúrgicamente, o el propio paciente termina optando por la cirugía por una cuestión estética.

Método no quirúrgico

Por lo general, no se recomienda la cirugía cuando el médico no cree que el fibroadenoma pueda representar un riesgo o inconveniente para el paciente, ya que, en muchos casos, tiende a desaparecer sin necesidad de tratamiento. En este caso, lo ideal es que la persona controle constantemente el tamaño y la forma del fibroadenoma mediante consultas de rutina y pruebas periódicas. En caso de alteraciones, puede ser necesario realizar la cirugía.

Método quirúrgico

El médico puede recomendar la extirpación quirúrgica del fibroadenoma si uno de los exámenes (clínico, imagenología o biopsia) muestra resultados anormales. En este caso, el procedimiento suele incluir una tumorectomía o una biopsia escisional, es decir, el cirujano extrae el tejido de la mama y lo envía para su análisis de laboratorio. Sin embargo, una vez que se ha extirpado un fibroadenoma, es posible que se desarrollen otros. Los nódulos nuevos siempre deben ser analizados por el médico a través de los resultados de las pruebas de imagen y de la posible biopsia. La biopsia elimina la duda de si se trata de un fibroadenoma o de un cáncer de mama.

Vivir juntos (pronóstico)

Posibles complicaciones

Entre las complicaciones del fibroadenoma está la posible reaparición del problema después de haber sido extirpado quirúrgicamente. Además, las pacientes con un fibroadenoma más grave – cuando contiene quistes anormales, densos o calcificados – pueden tener una probabilidad ligeramente mayor de desarrollar cáncer de mama. Esta información será transmitida por el patólogo después de analizar el tejido.

¿El fibroadenoma es curable?

En general, el paciente con fibroadenoma tiene un buen pronóstico. Una vez que se ha diagnosticado el problema, el fibroadenoma puede desaparecer sin la ayuda de ningún tratamiento o requerir cirugía para extirparlo. Puede ser recurrente, es decir, retornar después de haber sido tratado una vez. Por lo general, no se relaciona con un riesgo mayor de desarrollar cáncer de mama; sin embargo, esta probabilidad puede ser ligeramente mayor si la paciente tuvo un tipo de fibroadenoma con quistes anormales y densos o calcificación.

Prevención

Prevención

No se conocen formas efectivas de prevenir el fibroadenoma. Sin embargo, se sabe que llevar un estilo de vida saludable – es decir, comer adecuadamente, hacer ejercicio, no fumar, mantener un peso adecuado para su edad y estatura, cuidar su sueño y beber aproximadamente dos litros de agua al día – está relacionado con mejores condiciones generales de salud.

Deja un comentario

Haz click para escribir un comentario

Saludalmaximo te informa que los datos de carácter personal que proporciones rellenando el presente formulario serán tratados por uno de los administradores responsables de esta web.

La Finalidad de la recogida y tratamiento de los datos personales que se solicitan es para gestionar los comentarios que realizas en este blog.

Legitimación: Consentimiento del interesado.

Como usuario e interesado te informamos que los datos que nos facilitas estarán ubicados en los servidores de Raiola (proveedor de hosting de Saludalmaximo) dentro de la UE. Ver política de privacidad de Raiola: https://raiolanetworks.es/wp-content/uploads/Politicadeprivacidad.pdf.

El hecho de que no introduzcas los datos de carácter personal que aparecen en el formulario como obligatorios podrá tener como consecuencia que no se atienda tu solicitud.

Podrás ejercer tus derechos de acceso, rectificación, limitación y eliminación de todos los datos.