Inicio » Enfermedades » Enfermedades de la piel » Acrodermatitis

Acrodermatitis

La acrodermatitis es una afección cutánea que suele afectar a niños de entre 6 meses y 12 años. El nombre completo de la enfermedad es acrodermatitis papular de la niñez. También se conoce como síndrome de Gianotti-Crosti.

Sus síntomas son fiebre, fatiga y picor por salpullidos rojos y morados en el cuerpo.

Causas de la acrodermatitis

La causa de la acrodermatitis no se conoce con exactitud, a pesar de que está vinculada a una variedad de virus en todo el mundo.

El virus Epstein-Barr es el más común asociado con la acrodermatitis en América. Otros, como el citomegalovirus, virus parainfluenza y virus sincitial respiratorio, también pueden dar pie a la enfermedad.

Síntomas

acrodermatitis papular infantil

De 3 a 4 días las manchas rojas harán erupción en la piel del niño.

Estos parches se pueden desarrollar en cualquier parte del cuerpo, pero son más comunes en los brazos, muslos y nalgas. Por lo general comienza en las piernas y se extiende hacia la cara.

A medida que la acrodermatitis progresa, las manchas rojas en las piernas pueden comenzar a aparecer de color púrpura. Estas manchas se desarrollarán en ampollas, causando picazón.

Es posible que tenga hinchazón y sensibilidad en los ganglios linfáticos del abdomen. Estos síntomas de la acrodermatitis pueden durar entre 2 y 3 meses.

Una grieta en el color cobre sobre la piel también puede ser un signo acrodermatitis. Si la hepatitis B es la causa de la acrodermatitis puede ponerse la piel de los ojos amarilla. Este es un signo de ictericia. La ictericia suele aparecer dentro de los 20 días después del primer signo de los primeros síntomas.

En algunos casos, los niños con síndrome de Down han mostrado un riesgo ligeramente mayor de desarrollar acrodermatitis que otros niños.

Diagnóstico

El médico puede ser capaz de diagnosticar la acrodermatitis simplemente examinando la erupción y preguntando acerca de los síntomas. Es probable que el médico le haga algunas pruebas para ayudar a dictaminar un diagnóstico. Pruebas de función hepática, además de las pruebas para la presencia de virus también se pueden solicitar.

Cómo la hepatitis B es una causa potencial de acrodermatitis, el médico probablemente solicite una biopsia de la piel, así como una prueba para ver los niveles de de zinc del niño para verificar la posibilidad de una forma más rara de acrodermatitis, llamada Acrodermatitis enteropática.

Tratamiento

Por lo general no se realiza debido a que la afección generalmente desaparece sin complicaciones.

Sin embargo, el médico buscará la causa subyacente y enfocará cualquier tratamiento en consecuencia.

Cremas de hidrocortisona se pueden utilizar para aliviar el picor. Del mismo modo, si el niño tiene alergias, los antihistamínicos pueden ser prescritos.

La erupciones causadas en la piel normalmente desaparecen dentro de 4 a 5 semanas después de la explosión inicial. Sin embargo, pueden durar hasta cuatro meses.

Si se determina que la hepatitis B es identificada como la causa de la acrodermatitis en el niño, puede tardar entre 6 meses a 1 año para recuperarse.

Si el niño presenta cualquiera de los síntomas de la acrodermatitis papulosa infantil, es importante que busques atención médica tan pronto como sea posible. Es importante que la causa de la enfermedad de su hijo sea tratada.

Deja un comentario

Haz click para escribir un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *